13.8.07

· Matricidio

Trataba sobre la muerte de una madre, las muertes de las madres son siempre dolorosas, deja huecos en el pecho, dejan agujeros y una suerte de tics que de vez en cuando nos imposibilitan.

Esa imposibilidad se transforma en angustia, cada asalto desmesurado de tics, nos obstruye, nos postra en una cama cansados, como si un ataque epiléptico nos hubiese sacudido. Es así, como mirando el cielo del departamento, los hijos lloran con los ojos abiertos, ensimismados en esa angustia que los mantiene inmóviles, cansados, indefensos como niños y con un seno materno muerto, frío, dentro de un cajón ya cerrado, embutido en la tierra, húmedo.

Otra cosa es matar a la madre, otra cosa es temerle al útero que te cobijó nueve meses y después te soltó al mundo, enjabonado, resbaloso con la sangre, de un desliz a otro, salir al mundo como un nuevo ser, que crecerá, que correrá, llorará, comerá y morirá. Y ni tan siquiera así, no podría ser todo tan automático, nada sería tan fácil como cometer acciones para finalizarlo todo expirando.

Está la madre, y no del mismo modo en la que está la madre de tus hijos; está la madre como la única que sabe lo que es tenerte dentro, en todas sus formas. La madre te hizo de sí misma e hizo circular su sangre por la tuya, la madre te hizo palpitar, la madre te dio de comer, te llevó al colegio, te sacó de la nada para hacerte alguien, para leerte los ojos y tenerte dentro, en la razón, en su esencia… y en el corazón de nuevo, de una forma singular; algo así como amándose a si misma, como si fueras una prolongación, un órgano del cuerpo que la hace vivir. Hijo es vital.

Madre es vital, tiene cinco letras e Hijo tiene cuatro, sales de la madre y aún así te haces más pequeño. Madre no se mata, a una madre no, ese vínculo de sangre y cordón más que ser de sangre y cordón, es de pecho y boca, de mano y piel, de cama y voz. A una madre no se la mata, matar a la madre es matarte.

8 comentarios:

TOMÁS HACHE dijo...

la frase final, la última, la pensé antes de leerla, y la estaba esperando, creo que desde la mitad del texto o un poco antes y creo también que tienes razón, y que me moriría si no fuese así.

huele tanto a poesía este texto q prefiría incluso comermelo.

un beso martina
cuidaos

SugarCube dijo...

los esotéricos hablan de un cordón de plata que un mal reflejo en el espejo puede romper.. y hablan del cordón como si se tratara de algo muy tangible, muy coleccionable: palpable.

muy linda la visión que tienes, y que debe venir de una linda relación, de un buen cordón.
me dejó una angustia de órgano disfuncional.
saludos.

i? dijo...

Toda la razón mi marti.. ignorarla es perder una parte de ti.. y yo vengo a comprender esto en un año de transición.. que paradójica es la vida. Cuantos pedacitos estoy juntando ahora..

PD: Salen lindas ambas :)

Absurdah dijo...

linda mi martinoca... esta bella la foto con tu madre, se parecen :O

jaja me alegro que ambas estemos felices y weá seh,,, tu cachai a loq me refiero (L)...
piensa que solo quiero ver a todos felices, es lo que más quiero , y no me cansaría de ayudar a la gente =')

Subi algo al blog... para que pases !
te amooo!

:Pietro: dijo...

you own me=P

:Pietro: dijo...

When you were here before,
Couldn't look you in your eye
You're just like an angel,
Your skin makes me cry

You're so fucking special

:Pietro: dijo...

When you were here before,
Could look you in your eye
You're just like an angel,
Your skin makes me cry

You're so fucking special

brubyfantosodico dijo...

Que lindo... =O

y pucha.. después tanto comentario reflexivo me siento un poco recha en la simpleza del mío... =/

Y nada jefa de obra de la 1 estoy ansiosa de ver las otras obras... y un poco apenada de no haber podido hacerlo en vivo...

ahí deberíamos juntarnos como obras a ver todas.. =)

saludos!! =)